Conocimiento Personal y Espiritual: El espectáculo debe PARAR.

Conocimiento personal y espiritual para la vida diaria.

El espectáculo no siempre debe continuar.

¡Basta ya!

Porque no todo vale. Lo siento pero no. No escuches ni creas todas las idioteces que promulga la masa social, los cerebros vacíos de valores y llenos de superficialidad que unidos se creen con la verdad y en posesión de la sabiduría de los mundos desarrollados y ricos del planeta.

Opiniones como “que hablen de ti aunque sea mal, pero que hablen para que seas visible, para que sepan que estás ahí y que existes” me parecen incoherentes, ridículas y tóxicas como mensaje social. Vivimos la era de la pose barata, del “postureo”, del hacer ruido porque sí, para que me vean, para que te conozcan. Y lo peor de todo es que millones de personas lo han creído y se comportan de esa manera.

Te recomiendo que indagues en tu propio conocimiento personal y espiritual.

El show debe parar.

Conocimiento personal y espiritual: La clave de una vida plena.

Nunca deberías aceptar que hablen de ti porque has hecho, dicho o promulgado acciones vacías de bondad, amor o paz. Porque has engañado, herido o te has aprovechado de otras personas de forma malintencionada o para disfrutar de algún beneficio mundano. Nunca deberías sentirte orgulloso de que nadie hable de ti u otros te conozcan porque eres la bandera del odio, la ira, el resentimiento o la venganza contra tus semejantes. Desde nuestro conocimiento personal y espiritual obtendremos las respuestas que guarda con recelo la vida.

Conocimiento personal y espiritual en cada instante de tu existencia.

Deja de seguir la regla del todo vale o caerás en la miseria humana. En el sinsentido y la pobreza de valores. Deja de hacer caso a farsantes, conferenciantes del miedo o charlatanes de la bajeza.

Por suerte nunca valió todo.

Si hablan de ti que sea para bien. Por tus acciones y en pro de la bondad, el agradecimiento o la generosidad desinteresada. Que hablen de ti como ejemplo de persona buena, honesta y sincera. Que hablen por ser discreto en tus comportamientos, transparente en tu esencia y leal con los demás.

Basta de personajes irreales y con la sonrisa “profindent”.

No vale todo.

Si deseas protagonismo, audiencia, aplausos o varios minutos de gloria, trata de que se produzcan por tu brillantez humana y espiritual y no por tu ridiculez mundana y terrenal.

Quienes brillan con luz propia no buscan el reconocimiento porque no lo necesitan, pero merecen los focos, el respeto y la admiración porque son los que promueven el cambio hacia el amor, la paz y la luz en este “planeta dolor”.

Tu también deseas CONOCIMIENTO PERSONAL y espiritual para mejorar tu vida.

No te dejes llevar por los mensajes malintencionados de la sociedad garrula, cotilla y poco interesante.

Sabiduría Espiritual para la Vida diaria.

¡Sígueme en instagram! Publico a diario textos que te van a gustar.

LuisGarre.

Related Articles

Responses

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.