Tú también eres un héroe. Se acabó compadecerte de tu vida ¡Es hora de vivir!

Sólo veo zombies miedosos y yo no quiero formar parte de su tribu. Es hora de despertar. Tú también puedes ser un héroe, de hecho lo eres desde que naciste. Viniste aquí sabiendo que un día morirías y lo aceptaste. Que pasarías por grandes y difíciles aprendizajes. Que experimentarías la soledad, el desamor, la tristeza profunda, la rabia, el odio, la incomprensión de los demás, la traición, la envidia, el sufrimiento más despiadado y que si todo eso no fuera poco, al final de tu días te tocaría experimentar el mayor y más desconocido miedo de todos, tu propia muerte.

Ninguno de nosotros sabemos como será nuestra muerte. Pero lo que si sabemos es que vamos a experimentar algo totalmente fuera de nuestro control y conocimiento. Eso nos da miedo (es normal) pero a la vez nos debe servir para valorarnos realmente como merecemos. Hemos venido al planeta tierra con el compromiso de experimentar nuetra muerte, nuestro paso a lo desconocido. Muchos lo harán creyendo que será el final de todo. Otros pensando en el principio de otra forma de vida, de otra experiencia.

Pero ahora no es tiempo de hablar de la muerte. La muerte debe servirnos para situarnos en perspectiva durante la vida y querernos aún más, pues en realidad somos infinitamente más valientes de lo que creemos. Hemos aceptado respirar 70, 80, 90 o 100 años para un día, el menos pensado, dejar de hacerlo para siempre. Somos héroes sin saberlo. Aceptamos la incertidumbre, el sufrimiento y nuestro propio final. Pero también tenemos responsabilidades imporantes que debemos cumplir y que también aceptamos cuando nacimos. Y lo peor es que las responsabilidades más grandes no las estamos cumpliendo. Me refiero a las que tienen que ver con la vida.

La inmensa mayoría de personas no están viviendo la vida que desean. Eso es un sin sentido total. No están siendo felices ni están decidiendo pensando en su libertad y amor propio. Eso si que da miedo.

Es una vida, una oportunidad para vivir y la están desperdiciando complaciendo a otros, viviendo la vida que otros quieren y no sintiendo verdadera felicidad y paz interior.

Es hora de despertar de una vez.

Has venido aqui a disfrutar, a caer y levantarte por ti mismo. A averiguar donde están tus debilidades para contrarrestarlas con amor. No estás aquí para envidiar ninguna vida. No estás a aquí para criticar la vida de otros ni juzgar la vida de nadie.

Estas aquí para vivir tu vida de forma plena, honesta y sincera contigo mismo.

NO TIENES NADA QUE DEMOSTRAR A NADIE MÁS QUE A TI MISMO. Tú eres el único protagonista y actor principal de tu vida. Los demás sólo son espectadores. Solo tú decides quienes son importantes y quienes no.

Cuida tu salud pues es tu activo principal sin el cual nada es posible. Cuida tu libertad financiera y avanza hacia tu autonomía personal. Independízate del estado, del sistema, de los gobiernos, de los trabajos por cuenta ajena, de los jefes ineptos y de los bancos en cuanto puedas. Si quieres sentir verdadero bienestar, tranquilidad y paz interior debes hacerlo.

Nunca jamás te rindas. Vencerás todos tus MIEDOS. No dejes de aprender a diario y adquirir nuevos conocimientos. El conocimiento te salvará la vida, te dará poder, éxito, salud y libertad. El verdadero valor se encuentra en tu tiempo y no en el dinero. Pero el dinero es necesario para poder comprar tu tiempo de vida.

Crea y cuida el círculo de personas que quieres a tu lado, pues serán el motor de tu vida y darán sentido a todo lo que hagas.  Cuando encuentres el amor de tu vida, cuídalo. Es la fuente principal de tu felicidad.

Cuida del planeta y de los animales (de estos últimos aprende el amor incondicional como si fueras un alumno principiante) y mantente al margen de la política, las religiones, las banderas, las fronteras y los estados.

Gana dinero utilizando tu intelecto. Compra tu tiempo con ese dinero. No seas codicioso, se inteligente. Da valor a los demás mientras ganas dinero. Ayuda a despertar al mayor número de personas que puedas de su letargo zombie en el que viven dentro de este sistema impuesto por otros.

No bebas alcohol, no te drogues ni fumes. No maltrates tu cuerpo ni tu mente. Medita, haz yoga, bebe agua, come verduras y fruta, haz ejercicio toda tu vida al margen de modas temporales y pasajeras. Mantén relaciones sexuales plenas y satisfactorias, lee, lee y sigue leyendo. No olvides nunca tus metas. No pierdas tu espiritu joven y no te vuelvas un adulto más de esos serios, amargados y conformistas que deambulan por ahí.

Respeta las vidas de los demás. Nunca te sientas inferior a nadie porque no lo eres. Pero sobre todo vive.

Vive porque tal vez mañana ya sea tarde. VIVE mientras puedas. Vive lo que te ocurra, la incertidumbre, el ocaso, la brillantez y el desastre.

Todo tiene su belleza intrínseca porque la vida es SIMPLE.

La vida es solo y nada más que vida.

Tú eres la vida.

Mi recomendación para ti es esta obra en la que he puesto todo mi corazón, junto al conocimiento y la experiencia. Espero que te guste.

Related Articles

Responses

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.